Cómo debe ser un buen entrenamiento para la carrera

Con los días más soleados muchos han elegido salir a entrenar para las próximas carreras que se desarrollarán durante el verano.

Sin embargo, puede ser muy difícil comenzar si no estás con un entrenador. Es por ello que queremos darte una pequeña guía para que comiences y tengas en cuenta antes de contratar a un entrenador.

¿Estás listo para saber cómo debe ser un buen entrenamiento para la carrera? Aquí te contamos, a partir de un punto de vista profesional de la fisioterapia deportiva en Madrid, cómo debe ser un buen entrenamiento destinado a la carrera.

Antes de la carrera

Antes de la carrera es importante que tengas en cuenta que tienes que descansar mucho y no exponerte al entrenamiento arduo, ya que lejos de ayudar, te perjudica. Si sientes que necesitas salir al menos a trotar, hazlo pero intercalando momentos de descanso, especialmente dos o tres días antes de la carrera.

El día anterior a la carrera, haz una rueda suave e intenta no cenar demasiado. ¡Por supuesto que hay alimentos que te pueden ayudar! Una ración de carbohidratos y una de proteínas son lo mejor que puedes elegir. La hidratación es sumamente importante también, por lo que te recomendamos tomar mucha agua antes y después de cenar.

Por último, recuerda dormir bien antes de la carrera y para ello, puedes intentar evitar la siesta. Completa las ocho horas de sueño para levantarte temprano y poder ducharte, relajarte y desayunar bien, sin prisas.

buen-entrenamiento-carrera-2

Mantén tu mente bien relajada desde el momento en que estás realizando el último entrenamiento, leer algún libro de motivación, ¡será de mucha ayuda en estos momentos!

Aplicar el entrenamiento durante la carrera

Si quieres hacer una buena carrera recuerda algunas cosas básicas:

  • Utiliza la ropa con la que has entrenado para la carrera en sí.
  • No desayunes comida demasiado pesada y consume bebida hidratantes. Hazlo tres horas antes de la carrera.
  • Llega al lugar de la competición con bastante tiempo como para sentirte cómodo y tranquilo en el lugar.

Una vez que se vaya a iniciar la carrera, recuerda hacer tu sesión de pre-calentamiento y relajar tus músculos para poder llegar al final de la carrera tranquilo. Mantén tu mente despejada y piensa en positivo: tú te has preparado para esto y solo tienes que hacer lo que has hecho todos los meses antes en los entrenamientos.

Una vez llamen a la línea de salida, colócate en el lugar en el que te sientas más cómodo. De las mejores posiciones que puedes encontrar son las que están en medio, ya que te permite ir a un ritmo tranquilo en el principio, para acelerar después kilómetro a kilómetro.

Comienza la carrera con un ritmo tranquilo y ayúdate con un dispositivo GPS, por ejemplo, para controlarte y saber cuándo acelerar. Algunos corredores tienden a observar a quienes hicieron la salida con ellos para guiarse en cuándo avanzar, aunque no todos se sienten cómodos con este método.

Para hacer una buena carrera es importante que conozcas la zona y, por ello, también te recomendamos que al menos una vez recorras el lugar antes de la competición. De esta forma te será más fácil saber cuándo subir o bajar la velocidad.

¿Y después de la carrera?

Al terminar la carrera, no importa el tiempo que hayas hecho, haz una caminata tranquila para que tus músculos se relajen bien. Una vez hecho esto, ve a la zona de recuperación para conseguir agua y para planificar tu próxima ingesta de calorías, ¡recuerda que necesitas unas 300 al pasar la media hora de finalizada la carrera!

Ya en el hotel o en casa, prioriza tomar un relajante baño de agua fría y mantén tus piernas en ella por unos 15 minutos para que tu cuerpo recupere la normalidad. Esto también ayuda a reducir la inflamación que se genera con el esfuerzo físico.

buen-entrenamiento-carrera-1

Por supuesto, no olvides ir comiendo poco a poco para no sobrecargarte, y mantenerte hidratado durante los siguientes dos o tres días. Además, en los días posteriores intenta ponerte en manos de tu fisioterapeuta para que te de un masaje que te ayude a recuperarte después de la carrera, ¡y vuelve a entrenar también poco a poco!

Beneficios de la carrera para el organismo

A nadie le caben dudas de lo beneficioso que es el ejercicio en el organismo, pero participar en carrera tiene enormes beneficios en el cuerpo:

  • Ayuda a tu resistencia, tanto física como mentalmente, ya que aprendes a forzar tus límites mediante la constancia y aprendes mucho sobre ti mismo.
  • ¡Beneficias a tu corazón! Una carrera hace que el peso y el volumen del corazón aumenten, logrando un mejor volumen sanguíneo. ¡Y una mejor salud a largo plazo!
  • Purifica y fortalece tu cuerpo, porque como probablemente sabes, vas creciendo en el entrenamiento, pero la carrera realmente duplica esta sensación.

Como se puede comprobar, todo son ventajas cuando se trata de realizar un buen entrenamiento para la carrera, y si además se cuenta con el apoyo de un fisioterapeuta de confianza, más aún. Por esto, estamos a la entera disposición de todos aquellos corredores que quieran afianzar su plan de carrera con un tratamiento fisioterapéutico de nuestra mano.

Fisioterapeutas Madrid