contracturas-cuello-1
Share on facebook
Share on twitter
Share on pinterest
Share on linkedin

Contracturas de cuello: cómo tratarlas

Las contracturas de cuello producen ciertas molestias que, si no las tratamos a tiempo, pueden empeorar y dificultar nuestras actividades cotidianas. 

Desde Fisioalmat te explicamos los motivos que producen contracturas en el cuello y qué podemos hacer para recuperarnos.

CONTRACTURAS DE CUELLO, COMO TRATARLAS: QUE ES

Una contractura de cuello, conocida también como contracción cervical, es una contractura muscular que puede ocurrir en la zona del cuello o en un músculo en esta área. 

Cuando los vasos sanguíneos musculares se contraen dificultan el flujo de sangre, que es lo que produce dicha contractura. 

En consecuencia, la contracción del cuello puede producir un dolor muscular incontrolable que, sumado a los movimientos de las actividades diarias, empeora la situación para la persona que lo padece, prolongándose a la columna cervical.

CONTRACTURAS DE CUELLO, COMO TRATARLAS: CAUSAS

La contractura de cuello puede derivar de diversas causas. 

En general, está muy relacionada con la actividad física, aunque también se puede deber a motivos emocionales y mentales de la persona.

Entre ellas, podemos destacar las siguientes:  

  • Postura incorrecta. Es la causa principal y recurrente que produce contractura de cuello, ya que la postura es fundamental para nuestro cuerpo.

Una postura inadecuada tiene como consecuencia el aumento de la tensión muscular y una mayor compresión en los nervios de la musculatura del cuello. 

El riesgo es que puede derivar en problemas en la columna cervical o en los brazos o manos. 

  • Síndrome del latigazo cervical. Es una de las afecciones más frecuentes que se produce en accidentes o en forma de lesiones.

Se produce por un movimiento rápido del cuello hacia adelante o hacia atrás, como la fuerza de un látigo.

El resultado es una lesión dolorosa debido a la rotura muscular. Suele ocurrir en accidentes de tránsito, deportes sin protección o en ciertos sectores laborales.

  • Esfuerzos repentinos. Representa otra causa bastante frecuente que provoca contractura de cuello

Los esfuerzos pueden realizarse en actividades interactivas como practicar deporte sin calentamiento previo, cargar objetos pesados, realizar movimientos de cuello bruscos, entre otros. 

  • Debilidad en los músculos. Si bien la falta de ejercicio, de vitaminas u de hierro puede debilitar a los músculos, una distrofia muscular puede ocasionar una contractura de cuello.

Esto ocurre cuando ciertas enfermedades, en forma progresiva, van debilitando los tejidos y la masa muscular.

  • Estrés. Es un factor mental que afecta a los músculos del cuello más de lo que podemos imaginar.

Un alto nivel de estrés por tiempo prolongado puede ocasionar, además de una contractura de cuello, tensión muscular, adormecimiento del músculo y los tendones, dolor en los hombros, espalda y mandíbula, etc. 

contracturas-cuello-2

CONTRACTURAS DE CUELLO: TRATAMIENTO

Existen diversos tratamientos efectivos para curar contracturas de cuello, entre ellos: 

  1. Aplicación de calor. Para calmar el dolor podemos aplicar agua caliente y tibia en la zona. 

También se puede realizar mediante compresas o con toallas limpias. 

El calor alivia mucho la contracción y recupera el tono muscular, ya que favorece el flujo sanguíneo. 

Además, aplicar calor ayuda a mejorar la flexibilidad del cuello y a disminuir la presión que existe en la contractura. 

Por otra parte, permite la llegada del oxígeno y nutrientes a los tejidos musculares.

  1. Ejercicios de estiramiento. Todas las mañanas, realizar ejercicios específicos de estiramiento y calentamiento resulta muy beneficioso.

El estiramiento es esencial para el correcto funcionamiento del sistema muscular, ya que protege los tejidos del mismo y favorece la flexibilidad. 

A su vez, ayuda a prevenir lesiones innecesarias.

  1. Fármacos y/o analgésico local. Se puede recurrir a medicamentos recetados, particularmente analgésicos o antiinflamatorios.  

En aquellos casos más graves y solo si el médico lo recomienda, un analgésico local puede ser de gran ayuda. 

Este tipo de analgésico adormece el área más afectada, bloqueando los impulsos de los nervios en el sistema. Algo que disminuye notablemente el dolor.

  1. Sesiones de fisioterapia. Es una alternativa terapéutica muy efectiva para el tratamiento de las contracturas musculares. 

Las sesiones de fisioterapia se realizan a diario durante semanas, cuya finalidad es brindar vitalidad y energía a los músculos, además de una mayor flexibilidad.

También produce una profunda sensación de alivio y tranquilidad.

Con la ayuda de un fisio estaremos seguros que recibiremos el masaje más adecuado para tratar nuestra contractura de cuello. 

En Fisioalmat te ayudamos en el tratamiento de tu contractura de cuello con total profesionalidad. 

Esperamos con agrado tu consulta. 

Ultimas Novedades

Posts Relacionados

contracturas-cuello-1

Contracturas de cuello: cómo tratarlas

Las contracturas de cuello producen ciertas molestias que, si no las tratamos a tiempo, pueden empeorar y dificultar nuestras actividades cotidianas.  Desde Fisioalmat te explicamos

Atletas Campeonato Iberoamericano

¡Enhorabuena a los 3! 💪🏼 ¡Muy grandes! Campeonato Iberoamericano Lucía Rodríguez Montero 🥉 Fedra Aldana Luna 🥈 Carlos Díaz 🥈 #Fisioalmat #fisioterapia #fisioterapiadeportiva #fisioterapiamadrid #sanlorenzodelescorial

Atleta Andrea Medina

¡Enhorabuena Andrea Medina por su segunda mejor marca de siempre!¡Esto solo acaba de empezar y las sensaciones son muy buenas!Seguro que será un gran año